Header :: Panorama
Politica y economia
Publicidad
Titular :: Principal

Cuartel de la Montaña se convirtió en un centro de peregrinación

domingo 17 de marzo de 2013 05:53:10 AM

Johana Villalobos

  A las 4:25 de este sábado, un grupo de milicianos sonó una salva en el Cuartel de la Montaña en honor a la memoria del fallecido presidente venezolano, Hugo Chávez, cuyo sarcófago está escoltado por la figura del prócer Simón Bolívar.


El presidente encargado, Nicolás Maduro, y la procuradora Cilia Flores presenciaron el cañonazo acompañados por un grupo de representantes de las Fuerzas Armadas y otros miembros del equipo político de Gobierno.


Todos los días desde hoy y “hasta siempre” se recordará con un cañonazo que el presidente Hugo Chávez “pasó a la vida eterna”, dijo Maduro, quien recomendó a los venezolanos recogerse en un momento de oración cuando el reloj marque las 4:25 de la tarde.



Entre tanto, el Cuartel de la Montaña se convirtió en destino de peregrinación para sus seguidores. Gillermina Crespo, de Caracas, contó a PANORAMA lo que sintió cuando vio a “su comandante” en aquel salón “digno de un gigante”. “Yo amo mucho a ese Presidente por todo lo que fue en la vida”, dijo mientras describió el monumento donde descansan los restos mortales de Chávez como “el lugar que él se merece ahora”.



En el centro de una sala adornado con columnas y pisos de azulejos, y flanqueada por cuatro soldados vestidos como húsares, la imponente tumba concentra las miradas de los visitantes a este edificio construido a principios del siglo XX.


“Este es un momento de dolor. Se me puso el corazón chiquito cuando lo vi en esa sala. Pero lo recuerdo con felicidad por todo lo que me dejó”, dijo a la AFP, Lino Mejía, quien viajó desde Lara para ver a su líder por última vez.


Otros cientos de personas llegaron al cuartel del 4-F desde las 9 de la mañana de ayer; debían conformarse con ver de lejos el monumento construido en uno de los salones principales del Cuartel de La Montaña, el emblemático lugar donde Chávez inició su agitada vida política al liderar el fallido golpe de Estado del 4 de febrero de 1992 y saltar a la fama tras pronunciar que sus objetivos no fueron cumplidos “por ahora”.


En la entrada, uniformados advierten a los visitantes de no acercarse al sarcófago ni tomar fotografías.


El monumento está diseñado para la ocasión, el sarcófago está soportado por “la flor de los cuatro elementos” (agua, aire, tierra y fuego): una estructura de mármol verde y granito rojo que simula 21 pétalos grandes, como metáfora del “florecer de la nueva patria y de la América Nueva”, dijo el maestro de ceremonias en el acto del viernes. Un espejo de agua yace alrededor.


Frente al público una inscripción tallada en la piedra indica: “Hugo Chávez, líder supremo de la revolución bolivariana”.

Elena de Garcés quién viajó desde el estado Táchira dijo a este rotativo que durante el recorrido por el cuartel los recuerdos vinieron a su mente al ver los diferentes retratos del Presidente Chávez que cuelgan alrededor del salón. “Él está allí, se sienta tanta paz”.


“Yo hice tres horas de cola para verlo, en el recorrido nos cuentan lo que ya sabemosde memoria, la historia del comandante”, comentó Omaira Pérez.


Mientras que Rosaura Blanco relató que siempre recordará con amor al Mandatario “fue la corte celestial quien nos los quitó, ahora queda su legado y todo este amor que aún sentimos”.


Unidades de Metrobus realizaron ayer una ruta desde El silencio, en el centro de Caracas, hasta el Cuartel de la Montaña, en el 23 de Enero.

Noticias Relacionadas
Comentarios
Ver más
Dejanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios, necesitas ser usuario registrado de Panorama. Si no lo eres, Regístrate aquí

Tienes un espacio máximo 1000 carácteres
Publicidad
SECCIONES